Publicidad
Publicidad
Publicidad

Credito Prendario Mi Auto del Banco Itau

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

El Banco Itaú es uno de los bancos más importantes de Paraguay, el mismo cuenta con una extensa red de sucursales distribuidas a lo largo de todo el país, a través de las cuales se puede acceder a una amplia variedad de productos y servicios financieros entre los cuales podemos enumerar los seguros, los créditos al consumo, y las tarjetas de crédito, entre otros.

En esta oportunidad vamos a enumerar los principales beneficios que ofrece el Crédito Prendario Mi Auto que ofrece el Banco Itaú son:

  • 12,9%* tasa de interés.
  • Financiación hasta el 100% del valor del vehículo que elijas.
  • Sin entrega inicial.
  • Hasta 48 meses de plazo a sola firma.
  • Financiación en guaraníes o dólares americanos.
  • Monto mínimo de financiación: 20.000.000 Guaraníes o 4.000 Dólares.
  • Flexibilidad financiera: suma de ingresos del cónyuge.
  • Seguro de vehículo con descuento promocional hasta el 25% sobre el valor de la póliza para vehículos 0 Km.
  • Elección del vehículo que desees de cualquier concesionaria asociada.
  • Facilidad de pago con débito automático de la cuota en tu cuenta corriente o caja de ahorro de Itaú.
  • Al ser un nuevo cliente Itaú, tendrás acceso a los beneficios otorgados por el banco.

Requisitos.

Los requisitos que deberán satisfacer los aspirantes a este crédito son:

  • Documento de identidad.
  • Comprobante de domicilio (cuenta de agua, electricidad, gas o teléfono).
  • Comprobante de ingresos con un máximo de fecha de 60 días. Si el solicitante es contribuyente del IVA deberá presentar su declaración jurada de los últimos seis meses.
  • Documento de carta oferta del vehículo elegido.

Utilización Eficiente del Dinero.

Algunos de los consejos que podemos explicarles para utilizar eficientemente el dinero son:

  • Pulso firme: Para mejorar tu condición financiera, comenzá reduciendo todos los gastos que puedas. Así, ganás ventaja para pagar deudas y reorganizar tu presupuesto. Analizá tus gastos para saber qué es esencial – como alquiler, alimentación, escuela – y qué es lo que puede ser reducido o cortado.
  • Jugando todos en el mismo equipo: Compartí el juego con toda la familia. Hacé que todos dentro de casa se comprometan y colaboren buscando reducir sus gastos individuales. Analizá también la posibilidad de tener un ingreso extra a partir de alguna actividad familiar. Es importante evitar el desánimo. Hay que dejar en claro que la dificultad es pasajera y que en el futuro habrá más tranquilidad para realizar los planes y proyectos de cada uno. Juntos, en familia, será más fácil salir adelante y cuanto antes será mejor para todos.
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *